ENVÍOS GRATIS EN ESPAÑA

La crisis del primer diente

¡Váya noche que hemos pasado! Se ha despertado un montón de veces llorando y no hay forma de calmarle... ¿serán los dientes? 

Se mete todo lo que encuentra en la boca como si fuera una especie de hámster hambriento y las babas...! No hablemos de las babas!!! Seguro que más de un@ os sentís identificad@s con esto.

Pues si vuestro bebé se ha iniciado en la “maravillosa” etapa de la dentición, difícil para ell@s pero también para nosotr@s.

 

 

En internet podemos encontrar un sin fin de fórmulas caseras para aliviar del dolor, en la farmacia podemos comprar cremas y lociones anestésicas con el mismo fin, pero si confiamos y escuchamos a nuestros bebés ellos nos explican muy claro que es lo que necesitan... MORDISQUEAR!!!

 

Generar presión sobre sus encías alivia su dolor. Pero no podemos dejar que muerda cualquier cosa, debemos ofrecerles objetos seguros y diseñados para tal fin, libres de productos tóxicos como bisfenol-A, flatatos y metales pesados y que sean suficientemente resistentes para que no puedan, al morderlos, desprender trozos que puedan tragarse. También debemos evitar productos barnizados y/o pintados ya que las lacas se desprenden con la fricción de las encías de nuestro bebé y acaba tragándolos poco.

 

Ofrécele cosas frías, enfriar los mordedores en el frigo después de mojarlos puede ser una buena solución! Podrá mordisquearlo a la vez que se refresca! 

 

Después de todo esto el mejor consejo que os puedo dar es que os hagáis con una buena dosis de paciencia, la aderecéis de mucho amor y un buen puñado de mimos. Nuestros bebés crecen muy rápido y aunque algunas estampas pueden ser complicadas no se repetirán así que... respira... y disfruta!!! 

 

Hasta la próxima mamás y papás todoterreno!!! 


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados